El jueves fue un día especial, por muchos motivos, así que nos lo cogimos libre para romper un poco la rutina del huerto. Comimos fuera y la tarde casi nos la inventamos sobre la marcha. Eso de que el plan es que no hay plan y que siempre resulta. A última hora habíamos quedado con un buen amigo amante del buen vino. Y eso hicimos. Un amontilladito entre gente del barrio, donde las conversaciones de campo , viña e historias de vida nos enriquecen a cada segundo y disfrutamos como enanos.  Allí tuve la ocasión de conocer a alguien que sembraba San Marzano  (una variedad de tomate) en su casa . Eso dio pie a una conversación que hubiera sido interminable y que esperamos rematar en una próxima cata de tomates. A lo que voy, Me dio la idea de una pasta sencilla, pasta con tomate y ajo, mientras recordaba que la base de la comida italiana es la sencillez y la calidad de los productos. Así pues, aquí va el plato de exquisita sencillez . 

Ingredientes:

Espaguetis de verduras o la pasta cocida que queráis, 4 o 5 tomates maduritos ,  6 dientes de ajo,aceite de oliva virgen extra y una pizca de sal.

Cómo lo preparamos:

1. Pelamos los ajos. los espachurramos con el cuchillo y los ponemos en un buen chorreón de de aceite de oliva. 

2. Troceamos los tomates ( esta vez les quité la piel) y los troceamos en gajos. Una vez el ajo empieza a coger color, añadimos los tomates y los salteamos unos minutos a fuego fuerte. 

3.Añadimos la pasta cocida  y listo para tomar. 

Plato sencillo, sano y delicioso, siempre que se trate de tomates con sabor 😉 

Nota: Se puede añadir albahaca, queso o las aromáticas que queráis y algún chile fresco, pero respetando el buen consejo de Pepe, quise que primara la sencillez.

Pin It on Pinterest

Share This